Historia Local

Historia Local2017-05-03T10:20:49+00:00
Vista de La Zarza

 

De la antigüedad del doblamiento de la zona son testigos los yacimientos musterienses y pinturas esquemáticas del abrigo de La Claderita, en la Sierra de Peñas Blancas, el Dólmen funerario, situado a unos 3 km en dirección a Oliva de Mérida, y el conocido como Jarro de La Zarza, correspondiente al periodo orientalizante (siglos VII y VI a.c.) que actualmente se encuentra en el Museo Arqueológico Provincial de Badajoz.

Los antecedentes directos del asentamiento actual se encuentran en el enclave fundado, a mediados del siglo XIII, por el Maestre de la Orden de Santiago D. Pelay Pérez Correa, bajo fuero otorgado a Mérida en 1235, quedando incluida en la Jurisdicción de Mérida como aldea dependiente de Alange, de la que recibió su topónimo, Zarza de Alange.

A comienzos del siglo XIV Alange es entregada a la Orden de Santiago, constituyéndose en Encomienda, perteneciendo jurisdiccionalmente a la Provincia de León. El ámbito jerárquico de su castilla comprendía a Villagonzalo, La Zarza, Oliva de Mérida, Palomas, Puebla de la Reina, Puebla de Prior y Ribera del Fresno, cuyos diezmos eran entregados al convento de San Marcos de León, a través de su administrador en Mérida.

En 1566 Felipe II concede a la villa de Alange el privilegio de Jurisdicción de Primera Instancia, mediante carta de exención jurisdiccional, aunque dependiente del gobernador de Mérida en Segunda Instancia. Las aldeas de La Zarza y Villagonzalo dependían de ella, estos tres núcleos formaban la Encomienda de Alange de la Orden de Santiago.

En 1588 el monarca concedió la Jurisdicción Civil y Criminal de Primera Instancia a Villagonzalo y, un año después a La Zarza, eximiéndose de Alange mediante pago de 16.762 ducados.

En 1991 se cambia la denominación del municipio de Zarza de Alange por el de La Zarza, autorizado por el decreto 24/1991, de 20 de marzo y se aprueba el Escudo Heráldico y Bandera Municipal para el Ayuntamiento de La Zarza el 24 de julio.

“Escudo de oro, una zarza arrancada de sinople, frutada de oro. Bordura de plata, con ocho cruces de Santiago de gules. Al timbre, Corona Real cerrada.”

“Bandera cuadra, de color rojo con una banda blanca, con el escudo municipal brochante al centro en sus colores.”

El Diccionario Geográfico Estadístico Histórico, Madoz, tomo XVI de 1850 dice:

“Zarza de o junto Alange: villa con ayuntamiento en la provincia de Badajoz(11 leguas), partido judicial de Mérida (3), audiencia territorial de Cáceres (13), diócesis de Llerena (12), capitanía general de Extremadura: situada en una cañada á la falda de la sierra del Calvario; es de clima templado, reinan los vientos N. y S. y se padecen tercianas: tiene 630 casas desiguales en 17 calles, una plazuela y la plaza de la Constitución; casa de ayuntamiento, cárcel, pósito y carnicería; 2 escuelas, dotadas la una con 1.200 rs. de los fondos públicos, á las que asisten 130 niños; otras 2 de niñas sostenidas por retribución en las que se educan 70; iglesia parroquial (San Martin) curato de segundo ascenso y provision de S.M. á propuesta del Tribunal especial de las Ordenes Militares, como perteneciente a la de Santiago; esta iglesia se halla a 25 varas al S. de las últimas casas, a su inmediación el cementerio y en los estremos de la población, el santuario de Ntra. Sra. de las Nieves, con un atrio y una alameda que le rodea; la ermita de San Marcos, sobre un cerro, y la de San Gregorio, destruida. Se surte de aguas potables en una fuente con pilar que hay en la plaza, otras 9 en casas particulares, 2 pozos públicos y otros manantiales á diferentes distancia. Confina el término por N. con el de Villagonzalo; E. Oliva; S. Torremejía y Alange; O. Mérida, estendiéndose de ¼ á 1 legua y comprende los caserios del Encinal, en cuyo sitio hay 40 casas de campo, destinadas á la agricultura; los baldíos de Sierra Grande y Juan Bueno, que componen 1.010 fan. y la campiña y tierras de labor con 4.000. Le bañan el Matachel á ¼ legua y el arroyo de la Calera, que desemboca en el anterior. El terreno es fértil y desmontado la mayor parte, escepto los baldíos que son montuosos y de tierra áspera, incultos y aprovechados únicamente por las cabras. Los caminos vecinales; el correo se recibe de Mérida por balijero tres veces á la semana. Produce: trigo, cebada, avena, centeno, habas, garbanzos, aceite y vino con una regular abundancia; se mantiene ganado lanar, cabrio, vacuno, de cerda y colmenas; se cria caza menuda. Industria y comercio: 1 fábrica de gerga, 3 de jabon blando, 2 de aguardiente, 1 molino de aceite y 5 harineros; se esportan los frutos del pais, y se celebra una feria el 8 de setiembre. Población: 695 vecinos, 2.410 almas.”